Claridad Mejorada/Fracturas Rellenas en Diamantes

Las 7C's Fundamentales

Los diamantes con rellenos en sus fracturas o con claridad mejorada son aquellos cuyas fracturas o grietas se han rellenado para restaurar y mejorar su brillo. El proceso para el relleno de fracturas de diamantes fue desarrollado en 1982 por el cortador de diamantes israelí Zvi Yehuda e involucra, el relleno de grietas que alcanzan hasta la superficie, con vidrio fundido para mejorar la claridad del diamante. Sin embargo, no fue hasta la década de 1990 que los diamantes con fracturas rellenas comenzaron a aparecer en mayor número en el mercado.

El vidrio utilizado en este proceso tiene un alto índice de refracción, similar al del diamante, lo que hace que las fracturas sean menos visibles. El tratamiento se realiza bajo calor y presión suficiente para forzar el vidrio líquido dentro las fracturas. Este método tiende a mejorar la claridad de un diamante en un grado, sin afectar el color o el peso de la gema. Solo los diamantes con pequeñas grietas pueden rellenarse. Sin embargo, es importante tener en cuenta que muchos diamantes contienen "grietas" internas diminutas, a veces descritas por el minorista, como "plumas". Estas plumas no representan una amenaza para la integridad o la vida útil del diamante.

El proceso de relleno de fracturas tiene la opinión dividida entre los joyeros, muchos atestiguan tanto sus ventajas, como desventajas. Originalmente, Yehuda sostuvo que la ventaja de rellenar una fractura en el diamante es su menor costo, creando así, la posibilidad de comprar un diamante más grande y más limpio que de otro modo, el cliente, no hubiese podido pagar. Sin embargo, comprar un diamante con fracturas rellenas no garantiza un descuento, ya que pagarán el mismo precio por la clasificación de la piedra antes de que la fractura sea rellenada. La única diferencia es que una inclusión visible a simple vista sería ahora "invisible". Adicional a esto, las piedras con fracturas rellenas son a menudo demasiado pequeñas o de baja calidad y, por lo tanto, rara vez son enviadas a laboratorios gemológicos. Los laboratorios, en este caso, no proporcionarán un grado de pureza ya que esta mejora no es un tratamiento permanente y la apariencia de la piedra puede disminuir con el tiempo. En conclusión, resulta difícil para el comprador saber exactamente qué está comprando o si el precio que está pagando es realmente el correcto.

Afortunadamente, es fácil detectar un diamante lleno de fracturas; simplemente, bajo un microscopio agite la piedra de un lado a otro y notará un "efecto flash", un juego de colores brillantes que abarca desde un púrpura hasta un amarillo anaranjado. O si un diamante ha sido alterado en el color del vidrio a menudo se hace visible un tono amarillo-parduzco en la luz transmitida, incluso impactando el color general de la piedra.

Aprende Más

Para preguntas o comentarios, por favor complete los detalles a continuación y le responderemos dentro de las 24 horas siguientes.

Llámenos al +1 6466641934 o complete los detalles a continuación y uno de nuestros expertos de 77 Diamonds le devolverá la llamada.

Para solicitar una cita con uno de nuestros expertos en nuestros showrooms de Londres, Manchester o Frankfurt, complete el formulario a continuación.

Este sitio utiliza cookies: Al continuar navegando, usted acepta el uso de cookies. Más información aquí