+1 6466641934
Call Chat en Vivo Correo Electrónico

Guía de diamantes de laboratorio


En los últimos 10 años, los diamantes de laboratorio han ido gradualmente convirtiéndose en una opción cada vez más popular y asequible que los diamantes naturales. Los diamantes de laboratorio pueden imitar el brillo de cualquier piedra natural, aunque hay quienes no consideran que sean igual de raros o preciosos. Vamos a tratar de informar sobre qué es lo que hace que estos diamantes de laboratorio sean tan similares aún siendo tan diferentes a los diamantes naturales.

Ir a:
  • ¿Qué es un diamante de laboratorio?
  • ¿Los diamantes de laboratorio son diamantes de verdad?
  • ¿Cómo se produce un diamante en un laboratorio?
  • ¿Son más baratos los diamantes de laboratorio?
  • ¿Son los diamantes de laboratorio más éticos?
  • Cómo diferenciar diamantes naturales y diamantes de laboratorio
  • ¿Tengo que seguir fijándome en el quilataje, color, claridad y talla del diamante?
  • Últimas palabras

¿Qué es un diamante de laboratorio?

Los diamantes de laboratorio, también llamados diamantes sintéticos, son creados a grandes rasgos de igual manera que las gemas naturales, con la única diferencia de que el proceso se ve acelerado y pasa en un laboratorio (o fábrica) en lugar de pasar en la naturaleza. Hoy en día, la producción de estas gemas se está haciendo cada vez más masiva, lo cual ayuda a que su precio se vea reducido. Por esta misma razón, hay quienes argumentan que no tienen el mismo valor emocional y a largo plazo que las piedras que se forman de manera natural.

¿Los diamantes de laboratorio son diamantes de verdad?

La respuesta corta es sí. Los diamantes de laboratorio son considerados reales y genuinos: comparten la misma composición química que los diamantes extraídos de una mina. Cuando se ponen uno al lado del otro, el diamante de laboratorio será idéntico a un diamante natural de la misma clase.

¿Cómo se produce un diamante en un laboratorio?

Hay diferentes maneras de crear un diamante de laboratorio, pero hay dos procesos que destacan sobre los demás:

  • La Deposición Química de Vapor (CVD por sus siglas en inglés) pone un diamante de alta calidad (o cualquier otro tipo de material con alta resistencia al calor) en una cámara de vacío que contenga varios tipos de gases o material carbónico. Este material es entonces calentado hasta temperaturas extremas (entre los 700 y los 900ºC), lo cual hace que se empiecen a formar cristales en el "diamante raíz". Imagínese una fina composición de materiales carbónicos en forma de lluvia que forma cristales de diamante.
  • El proceso de Alta Presión, Alta Temperatura (HPHT por sus siglas en inglés) es un proceso similar, durante el cual se aplican altas presiones y altas temperaturas a un "diamante raíz" para favorecer la formación de cristales.

Las piedras que están terminadas y en bruto se recogen para ser pulidas y talladas. En teoría, no hay límite en lo grande que puede llegar a ser un diamante de laboratorio o cuántos se pueden llegar a hacer.

¿Son más baratos los diamantes de laboratorio?

En comparación con los diamantes naturales, los diamantes de laboratorio son muy rentables. Dependiendo de su tamaño, color y claridad, los diamantes de laboratorio pueden venderse por precios que son entre un 30 y un 70% más baratos que los diamantes naturales.

Si está buscando invertir en diamantes y se pregunta si los diamantes de laboratorio mantienen su valor con el paso del tiepo, le sugeriríamos que elija mejor un diamante natural. El valor de los diamantes de laboratorio se devaluará con el paso del tiempo, dado que son menos demandados que los más raros y naturales.

Diamantes redondos naturales de 1 quilate, color G, corte excelente, VS2 Diamantes redondos de laboratorio de 1 quilate, color G, corte excelente, VS2
Composición química C C
Estructura cristalina Cúbico Cúbico
Índice refractario 2.42 2.42
Dispersión 0.044 0.044
Dureza 10 10
Densidad 3.52 3.52
Uso de energía En torno a 57 kWh En torno a 26 kWh
Escasez Muy escasos, sobre todo porque se trata de un diamante de alta calidad No hay escasez
Valor a largo plazo Valor a largo plazo estable Valor a largo plazo decreciente
Precio medio £4450 £1530

¿Son los diamantes de laboratorio más éticos?

Hay un gran debate sobre la sostenibilidad de los diamantes de laboratorio, y sobre son realmente verdes y éticos.

Aunque hay muchos que consideran que esto es un hecho, la realidad es que los diamantes de laboratorio necesitan una enorme cantidad de energía para producirse. Y aunque puede ser difícil medir la huella de carbono de un diamante individual, los expertos han hallado que la mayoría de las piedras producidas en laboratorio usan una gran cantidad de energías no renovables.

Una investigación llevada a cabo por el Consejo de los Diamantes Naturales (Natural Diamond Council) reveló que los diamantes de laboratorio emiten de media 3 veces más gases de efecto invernadero que los diamantes de minería (511 kg por quilate, comparados a los 160 kg de los diamantes naturales). De toas formas, es importante tener en cuenta que esta investigación fue puesta en marcha por grandes compañías mineras, pues al fin y al cabo la minería de diamantes naturales también tiene un claro impacto medioambiental.

Para medir la huella de carbono de cada quilate de un diamante, sea este natural o de laboratorio, hay que tener en cuenta un amplio rango de factores que toman lugar. Esto incluye el tipo de maquinaria usada, el origen de la energía utilizada, los métodos de extracción, al igual que el país en el que el diamante es producido.

Estas variables hace que la información sea incierta y conflictiva. De hecho, este tipo de investigaciones pueden llevar a confusiones e inexactitudes, razón por la cual es crucial que tanto los productores de diamantes naturales como los de diamantes de laboratorio traten de trabajar de maneras más sostenibles.

Llegar a las cero emisiones de cabono en la producción de diamantes es un reto, pero no es imposible. Hemos proporcionado a nuestros clientes toda una selección de diamantes de laboratorio creados con energía hidráulica y, por lo tanto, 100% renovable. En pos de la transparencia, esta información de incluirá en el certificado del diamante bajo el apartado "Forja del Diamante".

Aunque la sostenibilidad es algo que tiene que ver con el medio ambiente, también busca proteger a las personas y su forma de vida. Una de las principales críticas de la producción de diamantes de laboratorio es que no consigue mantener el empleo y el crecimiento económico en los países productores de diamantes. Países como Botswana se han beneficiado ampliamente de la minería del diamante. Desde que abrieran su primera mina en 1967, Botswana se ha convertido en una de las economías de crecimiento más rápido en el mundo, y ha conseguido mejorar el nivel de vida de su población mediante la educación, la salud y las nuevas infraestructuras.

Por otro lado, es más fácil rastrear el origen de un diamante de laboratorio y, a diferencia de las gemas naturales, se puede ofrecer mayor transparencia en relación con el respeto a los derechos humanos y las condiciones laborales de los trabajadores.

Cómo diferenciar diamantes naturales y diamantes de laboratorio

Como ya hemos mencionado antes, puede ser complicado diferenciar un diamante natural de uno de laboratorio, pues son virtualmente idénticos. Tan solo un experto con instrumental especializado sería capaz de observar la naturaleza de las incrustaciones encontradas en un diamante de laboratorio.

Para saber si un diamante es natural o de laboratorio, la mejor idea es siempre pedirle a su joyero un reporte de evaluación. El Instituto Gemológico de Estados Unidos (Gemological Institute of America) otorga a cada diamante de laboratorio un reporte oficial para ser completamente transparente sobre la naturaleza de la piedra.

¿Tengo que seguir fijándome en el quilataje, color, claridad y talla del diamante?

Solo por el hecho de que un diamante sea de laboratorio esto no significa que sea perfecto. De igual manera que las piedras naturales, los diamantes de laboratorio pueden crecer en su proceso de creación con imperfecciones e incrustaciones. Cuando compre un diamante, es importante estudiar su quilataje, color, claridad y talla, sea cual sea el origen de la piedra. Estos factores tendrán una influencia clara en el precio final y la inversión que tenga pensado hacer.

Últimas palabras

Los diamantes de laboratorio pueden ser una opción que merezca la pena para aquellos que estén pensando en comprar diamantes a un precio reducido. Son una gran opción como joyería decorativa y ornamental, y son más asequibles para clientes que están buscando comprar piedras más grandes.

De todas formas, los clientes que compran diamantes por el valor emocional de poseer un objeto único y raro normalmente suelen elegir la opción de los diamantes naturales. Al fin y al cabo, son piedras que tienen miles de millones de años, y que son creadas con la intervención de fuerzas de la naturaleza que son sencillamente imposibles de reproducir. Por esta misma razón, las gemas naturales de alta calidad son buenas inversiones, dado que su valor siempre aumentará con el paso del tiempo.

Este sitio utiliza cookies: Al continuar navegando, usted acepta el uso de cookies. Más información aquí